Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando las entradas de julio, 2011

Cosas de casa

con tanto tema de joe arroyo, y oyendo un poco de su música con el par de críos...oye Rodrigo que tienen los negros "sangre negra". Y Rosario dice, entonces los españoles son blancos? y yo contesto, tampoco tanto, tienen sangre árabe y otras mezclas que hubo por ahí...
y contesta mi Rodri con su genialidad típica...
y entonces, ¿de cual sangre tienen los animales?
Y Rosario remata, mientras escribo esta entrada, corrigiendome, que entre entonces y de en la frase anterior, va una coma.
CHan chan.

los keas

y sigue nuestro interes por los animales y sus potencias

el proceso

Pues...
debo admitir que aunque vuelvo a entrar en pánico, estoy contenta: Rosario y Rodrigo no quieren volver a la escuela. Les gustó la experiencia, pero, no quieren continuar. Rosario porque se decepcionó de las actividades y de la calidad de las relaciones. Para ella la amistad fuera de la escuela ha significado siempre un compromiso mucho mayor, ha significado hacer acciones específicas por los amigos, como ir a buscarlos, invitarlos, hacer cosas por ellos. Tener que tenerlos, solo los que están disponibles "automaticamente" le costó trabajo y decepciones.
Rodrigo en cambio tuvo problemas con la exigencia de madrugar por madrugar (aunque todos los días se levanta a las 615am naturalmente) y le molestó mucho que todo en el colegio se hacía con miedo al regaño. Miguel, el prefecto de disciplina, fue la causa fundamental...se cansó de la amenaza y de prohibiciones como correr y demorarse comiendo.
Después de esta etapa escolar, las exigencias en la desescolarización aument…

han vuelto

han vuelto de sus vacaciones con papá, rosi con las alitas un poco rotas, rodri haciendo lo mejor...enfáticos ambos en no querer regresar al colegio, a pesar de que a papá le parece buena noticia...
yo siento la victoria de saber que mis hijos confían más en mi que en el sistema
pero no sabemos aun si es cartagena o bogotá la respuesta...

Nos tocó la era de la incertidumbre, nos tocó en serio.